Hábitos vitales

lunes, 3 de octubre de 2011

  
  La sonrisa que dibuja tu rostro por la mañana, el modo en que colocas tus pies en los pedales del coche, cómo te peinas, cómo enfocas los problemas diarios, qué comes, qué no comes, cómo desarrollas tus habilidades, cómo miras la jornada que se presenta por delante un lunes en un atasco, qué intereses tienes por conocerte y conocer a los que te rodean....

  Los hábitos vitales queramos o no marcan nuestro modo de vida, o mejor dicho, nuestra vida se ve afectada por nuestros hábitos vitales. Desde que nos levantamos hasta que nos vamos a la cama, marcan la trayectoria de lo que significa cada jornada en diferentes parcelas, sin quererlo o sin saberlo parece que se graba en nuestro subconsciente formas o maneras de hacer las cosas que nos encaminan por senderos que "un día cualquiera" percatamos como "inesperados".

  De repente, nos paramos a reflexionar sobre la situación que tenemos y nos damos cuenta que los caminos por los que la vida nos ha llevado no son los caminos que hubiéramos querido tomar. Nos vemos con 2 hijos o sin hijos, nos vemos con un trabajo que no nos gusta o nos absorbe o sin trabajo, nos vemos sin pareja o con una pareja que no nos complementa.... Las decisiones que tomamos cuando teníamos 12-16-18-25-30 años fueron tomadas sin la consciencia o el conocimiento suficiente, pero fuimos nosotros quienes, con más o menos efectividad, las tomamos.

  El acierto en tomar ésas decisiones siempre estuvo allí, quiero decir, que las decisiones que tomamos siempre son las acertadas para el momento en que se están viviendo, porque viéndolas desde la perspectiva del tiempo sabemos que NO podíamos hacer otra cosa, pero ahora, se nos presenta el resultado de ésas decisiones, las consecuencias más o menos positivas en nuestra vida, el vernos NO como quisiéramos, sino como SON las cosas: sin estabilidad, sin equilibrio, sin resultados más o menos positivos, ¿porqué es ésto así?

  Primeramente emitimos un juicio no ajustado con la realidad. El modo en que miras tu situación actual está muy cargado de reproches, de falta de asunción de la responsabilidad personal, de falta de consciencia. Hay que limpiar ese modo de ver tu situación actual enfrentándote con lo que realmente es y con lo que realmente eres. ¿Y qué es lo que realmente es?: Que tienes una vida, que tienes mucho todavía por aprender y que tienes metas que conseguir: La primera meta que debes conseguir es conocerte a tí mismo, aceptarte tal y como eres e intentar cada día dar un paso más para mejorar. Aquí entra el hábito de realizar cada cosa como si fuera un ritual maravilloso que se graba en tus venas, ¿y qué es lo que realmente eres?: eres un ser perfecto en tu imperfección que toma decisiones cada día acertadas y que esas decisiones no sólo afectan a ti sino a todo tu entorno. Tu vida al fin y al cabo la has construido tu, a tu imagen y semejanza.

  El hábito mal sano de echar balones fuera, cuando realmente en nuestro campo se está jugando el mejor partido de la temporada es un hábito "nefasto". No aprendemos a aceptar las propias responsabilidades y como consecuencia no tomamos las riendas de nuestra vida nunca. El mejor hábito que podemos instaurar en nuestras venas es el hábito de responsabilizarse de las propias decisiones, en la justa medida, tampoco es cuestión de cargarse con responsabilidades ajenas, pero sabemos desde nuestro foro interno cuánta responsabilidad tenemos en cada acto y en cada decisión que hemos tomado. En segundo término, el hábito que mejor sienta a nuestras células: sonreir cada mañana por estar aquí y por ser (no importa si tienes mil o si tienes dos mil, porque eres una persona muy rica llena de matices y eres humana, ¡¡esa es la mayor riqueza que puedes tener!!).

Nada más, éste post ha quedado un poco diferente a como quise cuando empecé a escribirlo, inicialmente pensé hablar sólo de cómo nuestros hábitos vitales afectan cada día a nuestra existencia y he terminado hablando de responsabilidad... así es la vida, al fin y al cabo, todo está conectado, todo está enganchado a la red vital, y todo tiene que ver con todo.


0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Por favor, incluir un comentario:

 
@mparei © 2011 | Designed by Interline Cruises, in collaboration with Interline Discounts, Travel Tips and Movie Tickets